TRANSMITIENDO EN VIVO

miércoles, 6 de octubre de 2010

Vamos a dar una vuelta al cielo

Jessica Servín | El Universal

Inevitable no emocionarse, no agarrase con fuerza del cordón de seguridad y apretar los dientes como si eso te ayudará a no caerte. Pero no pasa nada, todo es tan seguro que a minutos de despegar y asomar los ojitos sobre la canastilla, se te olvida el susto.
Una sorpresa Gabino, el capitán del vuelo, y otros tres jóvenes que lo acompañan preparan la
canastilla y encienden un motor por donde sale aire caliente o algún gas que hace que poco a poco se infle el globo.


Está hecho de caucho y seda color rojo impermeabilizado. La indicación es que de uno por uno entremos y nos acomodemos dentro de la canasta.

Durante el viaje no hay que moverse mucho de un lado a otro. "Subiremos hasta 300 metros de altura y el globo irá a una velocidad de 160 kilómetros por hora " nos indica el capitán.
Se sueltan los amarres del globo que sube poco a poco. Dos camionetas en tierra siguen nuestro trayecto. Es un amanecer con neblina, que muestra los volcanes del Iztaccihuatl, el
Popocatépetl y la Malintzin. Se observan montañas, riachuelos y algunas haciendas del municipio de Huamantla.

En otro globo cuelga una manta gigante: "Feliz cumpleaños Alex", y todos en la canastilla gritan, festejan a Alejandra y toman fotografías del suceso.

Don Gabino sigue sentado sobre uno de los lados de la canasta para dirigir el globo y hace bulla por el suceso. El sol sale y los sembradíos de Huamantla se pintan de verde, de flores amarillas
y blancas. Los caballos salen y las gallinas cantan su despertar.

El globo va bajando la velocidad hasta llegar a tierra firme. Hay un poco de turbulencia, pero estamos sanos y salvos. Los que venían en la camioneta, ya nos esperan con charolitas de vino blanco para celebrar el suceso y nos entregan un certificado de vuelo. Para Alejandra también
hay un pastel, encendemos las velitas, ella pide un deseo: "que demos otra vuelta al cielo", y chocamos las copas en señal de que así sea.
Antes de despegar

Esa es la experiencia que familias, cumpleañeros y enamorados han podido vivir
por 60 minutos, no importa levantarse antes de las cinco de la mañana. Debes llegar a Tlaxcala una noche anterior. Además de alojamiento el paquete incluye cena y desayuno. Pasarán por ti
a las 5:30 horas y te llevarán a un campo de vuelo en Huamantla.

Vete abrigado. No es recomendable llevar bolsos o mochilas pesadas. Si pesas más de 90 kilos, se te cobrará doble. No hay límites de edad y hay facilidades para personas con silla de ruedas.



II Costo
Desde mil 250 pesos por persona. Para cumpleañero: mínimo 8 personas. El festejado no paga. Desde mil 600 pesos por persona, incluye pastel y vino. Todos los paquetes incluyen desayuno, cena y hospedaje.
II Quién te lleva
Viajes Elefante. Reservación con 10 días de anticipación. www.viajeselefante.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada